Durante la vejez también se puede ser feliz

POR

/

29 Noviembre, 2016

/

Durante la vejez también se puede ser feliz

La depresión y la mala salud física de mi abuela nos hizo plantearnos el ingresarla en una residencia para que estuviera atendida en todo momento. Unos días buscando en Internet nos permitió dar con la mejor de todas. Concretamente la encontró mi padre. Se trataba de Erit Barcelona, una residencia geriátrica que no solo se encargaba del perfecto cuidado de los mayores sino que además promovía una cantidad importante de actividades como las que os comentaba al principio: juegos, visitas y acercamientos a otras artes como la música o la literatura.
LEER MÁS